La vida según Google

You are currently browsing the archive for the La vida según Google category.

Números globales, publicados por el prestigioso Businessinsider.com (y con prestigioso quiero decir que puede ser cierto). El salario del CEO supongo debe duplicar la cifra más alta, pero bueno, todos sabemos que Google es atendida por sus propios dueños… 🙂

Vía: @jcrettaz

No es que siempre quiera hablar de Google, o que esté obsesionado. Pero me obligan. Ahora  resulta que introducen un nuevo concepto, que en rigor de verdad no es absolutamente nuevo, pero que no podemos dejar de comentar: el celular billetera.

Simplificando, se trata de las funcionalidades de la tarjeta de crétdito, incorporadas al teléfono celular, todo con la garantía de Google.

Para la comunicación, como siempre, utilizaron a dos de sus ingenieros, lo que le da un manto de credibilidad al proyecto.

Pensar una implementación como esta en Argentina parece ciencia ficción.

Tags: ,

Googleando un poco más sobre políticas de RRHH de Google encuentro un video con otra práctica de vanguardia.

En este caso me llamó la atención el término “Gayglers”, que es como llaman a sus empleados Gay.

“Gayglers en todo el mundo creado este video para aumentar la conciencia acerca de la comunidad LGBT en Google, y estamos felices de compartir con ustedes hoy”, explican en su blog oficial.

Y a continuación, el video.

Como ya es costumbre, la revista Time seleccionó los 50 inventos del año.

El que me llamó la atención fue el auto Driverless de Google, tecnología que definen como “lógica y eficiente” (¿qué nos estarán queriendo decir?).

No me llamó la atención el hecho de que los manejen a distancia ni la tecnología en sí, tanto como que los haya inventado ¡Google!

Con paciencia, pueden recorrer la galería completa.

Podés seguirme en Twitter en @internalcomms

El sitio Business Insider publica un chart con el revenue por empleado que tiene Google: US$ 302,314

chart

Revisando la entrada original en inglés encuentro que tienen una cuenta de Twitter que vale la pena seguir: el chart del día. Promete ser una fuente valiosa de información.

Con tantos ingresos por cabeza no sé cómo no suman más gente. 🙂 (chiste malo)

Vía: Alt1040

Ya hemos hablado de las oficinas de Google en varias oportunidades.

De hecho, el último post al respecto “Trabajar en Google, del paraiso al imperio” es el que mayor ruido ha generado en este año y ocho meses de InternalComms, y casualmente, el que más me ha gustado escribir.

En una época, el Googleplex, la casa matriz de Google, fue un tema de moda en la blogósfera y en los medios en general, y como toda moda, pasó.

Pero igual no dejan de impactarme. Debe ser porque -en general- la imagen que se obtiene de algo suele ser superior al valor intrínseco de las cosas. Es decir, lo que algo parece, suele ser más de lo que en realidad es. Ese algo está inflado.

Pero con las oficinas de Google se da una rara combinación, logrando que la PERCEPCIÓN sea altísima, y así y todo, no empañe su valor intrínseco. Lo sustancial, a priori, supera el valor de la imagen que se proyecta.

Me enredé un poco, pero la idea se etiende, ¿no?

De cualquier forma, lo importante es ver esta nueva recorrida por el Googleplex, que también me gustó porque está relatada en primera persona y cierta inocencia:

Por último, y ya que estamos viendo las oficinas más lindas, un link al complemento ideal: un salario “lindo”. Acá se pueden leer los Top-Paying jobs en Estados Unidos.

(vía @amarazzi)

Mientras las empresas todavía no le encuentran la vuelta a las herramientas de Social Media para sus Comunicaciones Internas, en el mundo que está ahí afuera ya se está peleando “la batalla por las búsquedas en tiempo real“.

Ahora parece que los resultados que devuelve el motor de Google ante cada búsqueda están caratulados como “One hour old” (una hora viejos, o tarde).

Como siempre les digo, el mundo está desquiciado.

De todas formas, es muy claro el gráfico que encontré en el blog del a esta altura gurú Steve Rubel.

busquedas_en_tiempo_real.jpg

Fuente original: ProductiveWise.com

.

.-.-.-.-.-.-.-.-.-.

Si te gustó el artículo, podés recibir un nuevo envío cada mañana completando tu dirección de mail en la barra lateral.

Y también participar en las discusiones sobre Comunicación Interna, Creatividad y Clima Organizacional en el Grupo de LinkedIn o en Facebook

En PuntoGeek encuentro un excelente ejercicio para estimular la observación: ¿Cuál de los siguientes es el verdadero logo de Google?

.

google-logo.jpg

Acá la respuesta. 🙂

Y vía Digital Inspiration llegué a un test interactivo MUY divertido en el que se puede corroborar que no percibimos el detalle de lo que vemos.

Les va a llevar uno o dos minutos, no dejen de hacerlo.

 1. Explique que es una Base de Datos en tres oraciones, a su sobrino de 8 años.

 2. ¿Cuántas veces al día se superponen las agujas de un reloj?

3. ¿Cuántos afinadores de piano hay en el mundo?

selection_80_84.jpg

Según explica el blog Mi Carrera Laboral en Informática y Tecnología, “el proceso de selección de Google Inc. sale de lo convencional“. Y luego publica una larga lista con las preguntas más extrañas realizadas en entrevistas de ingreso a Google, recopiladas de diferentes blogs:

4. ¿Cuántas pelotas de golf entran en un autobus escolar?

5. ¿Cuánto debería llevarte lavar todas las ventanas en Seattle?

6. Imagínate que tienes un placard lleno de remeras. Es muy dificil encontrar una. ¿Cómo las organizarías para que sea más fácil?

7. En un país en el cual la gente solo quiere varones, cada familia continua teniendo hijos hasta tener un varón. Si tienen una nena siguen teniendo hijos, si tienen un varón, paran. ¿Cuál es la proporcion de varones a nenas en ese pais?

8. Estás en una fiesta con un amigo y hay 10 personas presentes en esa fista, incluyendolos a tu amigo y a vos. Tu amigo te hace la siguiente apuesta: por cada persona que encuentres que cumpla años el mismo día que vos, te da $1, y por cada persona que no cumpla años el mismo dia vos le das $2. ¿Aceptas la apuesta?

9. Tienes 8 pelotas del mismo tamaño, 7 pesan lo mismo y la otra pesa un poquito más. ¿Cómo encontrarias la mas pesada usando una balanza si solo la pudieras usar dos veces?

Se puede leer la toda la lista publicada el post original.

Por último, Adrián Paenza ya escribió sobre los afinadores de piano, y un tiempo atrás en InternalComms publicamos un análisis sobre las oficinas de Google y su influencia en la construcción de marca hacia adentro y afuera de la organización.

Vía: des Desarrollo de software

Tags: ,

Con la crisis internacional y la caída del valor de sus acciones, parece que Google ha comenzado a revisar las políticas internas que trasformaron a sus oficinas corporativas en un paraíso y a la organización en la employee brand por excelencia.

Según la teoría de los dos factores de Frederick Herzberg las oficinas son un factor higiénico, es decir, que no tienen que ver con la tarea sino con las condiciones en las que se desarrolla la tarea -el entorno- y por lo tanto no debiera contribuir con la motivación del empleado en el largo plazo.

Pero las oficinas de Google parecen ser la excepción que confirma la regla.

Más allá de la coyuntura y luego de ver el video de sus oficinas de Nueva York, dejo un análisis a través de 7 preguntas sobre cómo se contruye la mística y la cultura organizacional de un imperio, desde sus paredes.

1. ¿Trabajar en Google es trabajar en el paraíso?

Para ensayar una respuesta criteriosa, hay que cambiar la pregunta: ¿Puede el trabajo ser un paraíso? La respuesta que se me ocurre es bastante bilardista: el trabajo piensa en resultados o no es trabajo. Puede ser desafío, desarrollo, investigación, pero sobre todo el trabajo está concebido para transferir valor a través del esfuerzo y de grandes cargas de presión emocional.

Sin presiones -de jefes, de empleados, de clientes, según dónde estés parado- el trabajo no es trabajo. Se puede trabajar como coordinador de promotoras de la NBA, como catador de chocolates suizos, ser una estrella de rock o mismo en Google. Cada actividad tiene sus presiones asociadas. Y eso es trabajar.

p1-an841_google_g_20081202173241.jpg

En lo personal, no me gusta el lugar común que dice que “cuando trabajamos de lo que nos gusta, o de lo que amamos, no estamos trabajando”. Después de los 22 años, me parece que es confundir vocación con realidad.

Además una cosa no quita a la otra. El trabajo también es compromiso, aprendizaje, estímulos, vida, alegría y satisfacción. Pero sin olvidar que el trabajo, en la mayor parte de los casos, antes que una elección es una necesidad.

Es muy bueno, es genial, no tiene precio, trabajar de lo que a uno le apasiona. La pasión en lo que hacemos es el condimento decisivo para alcanzar la felicidad. Todo lo que hagamos con pasión seguro lo vamos a hacer mejor. Incluido trabajar. Pero hay que separa los tantos. No es sano confundir un buen lugar para trabajar, un lugar desafiante, con la felicidad en sí.

Aclarado el asunto, pasemos al siguiente punto.

2. ¿Por qué son tan atractivas las oficinas de Google?

Tener oficinas con tantas comodidades es un gesto inequívoco de seducción. Y todo el mundo quiere ser seducido. Es una cuestión de autoestima: sentirse seducido, es sentirse valorado.

Trabajar en Google es sentirse seducido en forma permanente. Es como ser un adolescente que tiene una novia que le dice a todos tus amigos, a través de gestos en extremo visibles, que vos le interesás mucho. Pero no solo eso, no solo se desvela por vos, sino que además le interesa que todo el mundo sepa que vos le interesas.

Todo eso dice Google con sus oficinas. ¿¿¿Y qué EGO se resiste a un amor así???

Sin embargo, para emitir un mensaje de esas características, además de un modelo de negocios que se vea favorecido como es el hecho de trabajar por proyectos, implica que además ese modelo de negocios sea casi imbatible. Y ahí entra la metáfora del imperio.

googleoffice.jpg

(Oficinas de NYC en Live Maps / vía Digital Inspiration)

3. ¿Qué cultura reflejan las oficinas de Google?

Trabajar en Google significa formar parte de la compañía que está escribiendo una parte importante de la historia de las comunicaciones. Y si tomamos en cuenta que la historia de las comunicaciones modifica directamente la historia del hombre, de alguna manera, ser parte de Google, es ser parte de la historia del hombre. Y no vamos a explicar lo atractivo que esto resulta.

Desde Adán y Eva que la historia no se hace en el paraíso. La historia la hacen los imperios. En este caso el pasaje que ocurre entre la percepción de paríso a la percepción de imperio es el mismo que se da de la teoría a la práctica, de los sueños a los hechos y de los ideales al pan nuestro de cada día. En síntensis, de afuera hacia adentro.

Desde afuera, Google es el paríso; desde adentro, el imperio.

El mensaje “Google es un paraíso” no es para los Googlers, sino para el resto del mundo. Para los Googlers, el mensaje de sus oficinas es más directo aún: “para gozar de los beneficios de la cultura organizacional de un imperio, primero hay que comprometerse en la construcción del imperio omnipresente que todo lo ve y todo lo sabe.

En el trabajo se pasa la mayor parte de nuestra vida activa. Y parte de ese racional es el que utiliza la lógica de resignación que la posmodernidad tiene reservada para el trabajo: “Con nosotros, esa parte de tu vida va a ser mejor”.

4. ¿Son las oficinas de Google una campaña de prensa?

No. O no solamente. Sus oficinas son un producto más, que es consumido además de por sus empleados por varios actores externos vinculados a la producción de contenidos, sobre todo en Internet.

Además son una idea que retroalimenta el mito. No son una campaña de prensa, pero si es una comunicación mixta, interna y externa, con un retorno de la inversión que se multiplica día a día y que además de fortalecer su marca -algo hacen en mayor o menor medida todas las campañas- contribuye a fortalecer su cultura.

Los beneficios son muy buenos para sus empleados, pero más aún para la organización: mejor que tener la guardería para perros, es poder decir que se tiene una.

126idgoogle_scooters_full.jpg

A su vez, las oficinas son un mensaje de consideración, de empatía y de salud emocional para los Googlers. Y un gesto claro para el resto del mundo: nos interesan los soldados de nuestro imperio, o desde la mirada externa, las almas llenas de vida y talento que construyen este paraíso.

Sea como sea, el mensaje que envía la marca a través de sus oficinas, es claro: trabajar en Google es jugar para el equipo que va ganando.

5. ¿Google podría ser la marca que es sin sus oficinas?

Sí y no.

Primero el Sí. Sí porque la batería de novedades, productos y servicios integrados al buscador y su modelo de negocios, la transforman en una empresa, otra vez,  imbatible.

Google es como una petrolera que vive del aire, que no necesita sacar petróleo de ningún lado. El petróleo lo fabrica un recurso renovable: su gente. Pero además, como el conocimiento de quienes pasan por Google queda plasmado en productos y servicios, es como si esa petrolera en vez de comercializar el petróleo que extrae, lo acumulara y multiplicara. Como si con ese petróleo (el conocimiento) fabricara más petróleo (conocimiento) alimentado por tecnología (por una inversión monstruosa en tecnología).

Y ahora el No. No, Google no podría despertar tanta admiración sin sus oficinas. Es la cáscara, lo superficial, la construcción de atributos. A través de sus oficinas cambió el sentimiento de amor que se podría tener por la marca y sus productos. Trasformó admiración en excelencia. Google no solo quiere ser una compañía amada, además quiere ser respetada.

Y por eso, en parte, la ostentación.

5_full.jpg

6. ¿Las oficinas de Google son la última gran revolución en beneficios corporativos?

Sin dudas. Del tema se ha hablado demasiado y hasta dejó de ser noticia para ser una percepción instalada en el inconsciente colectivo: trabajar en Google, otra vez, es trabajar en el paraíso.

Pero el asunto no fue una casualidad. Sin olvidar que después de todo se trataba de un trabajo, Google definió el posicionamiento de “paraíso” y lo comunicó de la manera correcta al diferenciar comunicación de estrategia, es decir, diferenciando públicos: la percepción para los públicos externos no es la misma que para sus empleados.

El impacto de la innovación hizo el resto.

126idgames_full.jpg

7. ¿Alguien sabe si Cuil, el buscador que iba a competir con Google, tiene oficinas?

Es muy probable que la mayoría de nosotros ni siquiera sepa si Cuil sigue online. La salud de un imperio también se mide en la debilidad de sus rivales. Y la respuesta sobre sus oficinas, por supuesto, es NS/NC (no sabe, no contesta).

El concepto de oficinas pensadas para satisfacer al empleado se puede imitar perfectamente, pero lo que es imposible de lograr, es el impacto y la frescura de la innovación, y los beneficios de ser el líder en innovar de cara a la opinión pública.

Esto nos lleva a una reflexión sobre el clima organizacional basada en la obviedad: para tener la cultura organizacional de un imperio, primero, siempre, es necesario tener el imperio.

Podés seguirme en Twitter en @internalcomms

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Tags: , ,

« Older entries

SUSCRIPCION:

Si querés recibir los artículos diarios en tu bandeja de entrada, completá tu e-mail:

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

Martín Enrique Fernández

MAF
En este espacio escribo sobre las personas que generan corrientes de pensamiento en algún campo en particular, sobre ideas y herramientas de comunicación interna y sobre el proceso de cambio cultural permanente en el que se encuentran las organizaciones. Las personas. Las ideas. Las organizaciones. En ese orden.

Whycomm S.A.

Presido la consultora especializada en Cultura de HSE, Antropología Corporativa y Comunicación Interna, Whycomm S.A.
whycomm

InternalComms en Facebook

Google Friend Connect


17eafd8423b458a3a6c77c46f55110a9{{{{{{